Informe EPA 4ºTrimestre 2015 sobre el Desempleo de los Senior en España

Este informe está realizado por Andrés de Toro, presidente de la Asociación Observatorio Trabajo Senior +45 y Gerente de High Tech Formación SL, utilizando como fuente los datos oficiales publicados el 28 de Enero 2016 por el Instituto Nacional de Estadística de España, en la E.P.A. del cuarto trimestre de 2015.

El informe analiza la situación del desempleo de las personas mayores de 40 años en España, desde la perspectiva de la escasez de ayudas para que consigan empleo y de la necesidad de seguir haciendo una llamada a la sociedad sobre las especiales necesidades de este colectivo, llamada que ciertamente hemos visto que en 2014 y 2015 despertó en muchas personas una sensibilidad especialmente favorable, que se ha unido a nuestros intentos por reclamar la atención por parte de las autoridades con competencias para intentar paliar su situación.

Desde el año 2010 y hasta 2014, los sucesivos Gobiernos españoles apoyaron la empleabilidad del colectivo de personas menores de 30 años de edad, con subvenciones anuales específicas superiores a los 35 millones Euros, que ya acumulan más de 150 millones Euros; mientras que las ayudas para reducir el desempleo de los mayores de 40 o 45 no están dotadas de semejantes importes, se han puesto en marcha hace poco tiempo y necesitan más tiempo y más potencia de medidas para desplegar todo su potencial. El principal motivo por el que realizamos este estudio, es poner de relieve esta absurda discriminación y solicitar de nuestras autoridades la puesta en marcha de medidas activas para corregir la situación de este colectivo, mucho más dañado por la crisis, debido a su desamparo social.

1ª

Desde finales de 2013, el número de Parados ha bajado en 1.156.100 personas y el de Ocupados ha subido en 959.000. ¡Excelentes cifras!

Estamos ante la mayor bajada del Paro de toda la historia de la Encuesta de Población Activa en España: a finales de 2015, el número de Parados es de 4.779.500 personas, respecto de 2014 ha bajado 678.200 personas, un 12,4%. La Tasa Total de Paro finaliza en el 20,9% bajando 2,8 puntos respecto de la de 2014.

Entre los mayores de 40, la tasa de paro es 17,9% y ha bajado 2,3. Hay 233.100 parados +40 menos que en 2014.

La Tasa de Paro de los jóvenes menores de 30 años, es del 35,2% y baja 3,6 puntos sobre 2014. Hay 208.800 parados <30 menos que en 2014

El número de Ocupados sube 525.100 personas y la tasa de Ocupación de ambos colectivos sube más de 2 puntos.

La Tasa de Actividad (% de personas activas dentro del total de la población que vive en hogares), es del 49,8%, baja un 0,3. Entre los +40, es de 51,7%.

Los Hogares en donde todos sus miembros activos están en paro, son 1,6 millones y bajan un 11,3% sobre 2014.

Los Hogares en donde todos sus miembros activos están Ocupados, son 9,5 millones y suben 4,6%.

 

2

El número de parados de más de 45 años de edad es ya el mayor de todos los segmentos de población: más de una de cada 3 personas paradas en España, tiene más de 45 años; y cerca de 1 de cada 2 personas paradas, tiene más de 40 años.

Las personas paradas de más de 40 años son muchas más que las de menos de 30: 1.017.800 más, para ser exactos. El paro afecta mucho más al colectivo de más de 40 años. Y esto, va en aumento, porque en el tercer trimestre la diferencia entre ambos grupos de edad, era de 817.000 más y ahora tenemos 300.000 personas más.

Consideramos mejor no hablar de porcentajes en términos representativos de la situación, porque, hablamos de personas, cada una con su individualidad y sus circunstancias propias, pero personas cuya dignidad prevalece intacta por derecho universalmente reconocido a un empleo digno.

Bastan, por tanto, estas cifras para expresar nuevamente la realidad del desempleo en España: las mayores dificultades para acceder a un empleo, se dan entre las personas de más de 40 años, que son el colectivo más numeroso entre los parados. Sin embargo, las políticas activas de nuestros gobiernos (del anterior, y del actual) siguen apoyando de forma más potente al colectivo de “Menores de 30 años de edad”, empeñados en una procelosa búsqueda por integrar a los jóvenes en la sociedad, empeño justo pero absolutamente injusto con los demás colectivos. Apreciamos que por fin en 2015 se han puesto en marcha fuertes medidas específicas para el colectivo de más de 40 años, pero van a necesitar tiempo y determinación para solucionar todo el paro acumulado de tantos años de crisis.

Desde la Asociación Observatorio Trabajo Senior +45, comprendemos que las pensiones del futuro, si existen, tendrán que nutrirse de las aportaciones de los que ahora son jóvenes; pero, es sumamente injusto que nuestros sucesivos Gobiernos no estén aplicando ninguna medida potente que pueda reducir rápidamente el deterioro del desempleo de los mayores de 40. Este deterioro está causando, entre otros, que el gasto por prestaciones de desempleo sea enorme, mucho mayor del que debiera ser.

 

3

El desempleo de los mayores de 40años ha crecido muchísimo más rápido que el de los menores de 30. Entre 2007 y 2015, se ha triplicado, mientras que el de los menores de 30, no ha llegado a duplicarse.

Es cierto que la tasa de paro de los jóvenes menores de 30 en porcentaje sobre la población activa menor de 30 años, es de un 35%. Pero el número de parados menores de 30 años de edad es de 1,3 millones de personas; mientras que el número de parados mayores de 40 años, es muy superior: 2,3 millones.

Ambas cifras arrojan unas comparativas terribles, pero es legítimo destacar que la incidencia del paro ha sido muchísimo mayor en el colectivo de personas de más de 40 años.

Y aún más: en el colectivo de las personas de más de 45 años de edad, la incidencia aun ha sido mayor: 364%, significa que hay cerca de 4 veces más parados de 45 años que al comienzo de 2007.

Apenas 1,3 millones de los casi 4,8 millones de parados perciben algún tipo de ayuda del Ministerio de Empleo. Es decir, todavía hay casi 3,5 millones de desempleados sin prestaciones o subsidios, el 72% del total. Cerca de medio millón de quienes carecen de ayuda no han trabajado nunca por lo que no han podido generar el derecho a percibirla.

La cifra se ha reducido desde que a finales de 2013 y comienzos de 2014 tocara techo. Entonces quienes no percibían subsidios o prestaciones sumaban 3,9 millones.

La existencia de un colectivo tan amplio sin prestaciones ni ayudas se explica, principalmente, por la duración de la crisis, durante la que el mercado laboral se hundió siete años, y en la persistencia del paro de larga duración (el cobro seguro de desempleo es temporal en casi todos los casos). También en los recortes de 2012, que endurecieron el derecho a percibir los subsidios y las ayudas del plan Prepara (de 400 a 450 euros). Además, la última paga puesta en marcha a comienzos de 2015 para quienes no hayan trabajado durante un año o más y no cobraran nada se ha quedado por debajo de su objetivo, pues se esperaba que lograse tener mucho más impacto.

Teniendo presente que el fondo de reserva de las pensiones ha tenido que ser utilizado por el Gobierno de forma recurrente para poder pagarlas a tiempo, y que al ritmo actual de utilización (si no cambian las cosas) solo quedaría fondo hasta 2018, se hace evidente la necesidad de incentivar el empleo de forma distinta a reducir el importe de la cotización a la Seguridad Social.

4

Tras terminar la legislatura 2012-2015 del Partido Popular, procede comparar la evolución del empleo entre las dos legislaturas en las que transcurrió el período de crisis que ha causado tanto paro en España, desde una perspectiva exenta de ideología.

La principal conclusión, es que con el Gobierno del PP, el Paro ha bajado en 1.242.000 personas desde el final de 2012 que fue su punto máximo y en 507.800 desde que llegó al Gobierno a finales de 2011, confirmando una tendencia muy positiva de mejora en los 4 años de legislatura. Nada que ver con su evolución durante el Gobierno del PSOE, como bien muestra el gráfico.

La tasa de Paro se sitúa en el 20,9% y ya está por debajo del 22,6% en que lo dejó el último gobierno del PSOE a finales de 2011.

Teniendo en cuenta la catastrófica situación en que se encontraba el país al finalizar el Gobierno del PSOE en 2011, en que de media iban al paro 1 millón de personas cada año desde 2007, la evolución es buenísima y muy esperanzadora, siendo por tanto muy positivo el resultado de las políticas de empleo del Gobierno del Partido Popular, en términos del número de personas rescatadas del paro.

En nuestro colectivo de Mayores de 40 años, la variación no es tan positiva, ya que tenemos 2.304.600 parados de más de 40 años de edad, es decir, solo ha bajado un 8,3% desde 2012, significando que este colectivo necesita políticas de empleo más potentes que las que se vienen aplicando hasta ahora.

 

5

 

 

Dejados atrás ya los años de incrementos terribles del desempleo, se aprecia una tendencia continuada de descenso, que es necesario observar para confirmar qué segmentos de población están saliendo del paro, las causas positivas que le hacen bajar y analizar los factores negativos que pueden impedir que baje más rápidamente.

Analizando la Velocidad de caída del Paro, observamos un significativo cambio de tendencia entre el período 2010-2011 con el Gobierno del PSOE, en que aumentó muy fuertemente el desempleo, por encima del 17% anual, en los parados de más de 40 años y también en el total.

En 2012 y 2013, con el Gobierno del PP poniendo en marcha la Reforma Laboral, el paro siguió subiendo, aunque con tasas de incremento inferiores al 17% anterior: se produjo una aceleración en el ajuste de las plantillas, mandando al paro rápidamente a muchas personas, aunque posteriormente fue recuperándose mediante el incremento de la Ocupación.   Vemos que el Paro bajó mucho más rápidamente en los Parados -30 años, que en los Parados de +40 años.

Esa tasa de incremento cambió su tendencia en 2014, en que fue negativa, bajando cerca del 10% en el Total de parados. Y también en el 2015, con casi un 15% de bajada. El gráfico muestra que la velocidad de bajada tiende a frenarse un poco en 2015, por lo que conviene preguntarse las posibles causas.

El colectivo de más de 45 años y el de más de 40 no descienden tan rápidamente como el de -30 ni como el Paro Total, significando que muestra factores más resistentes a las políticas aplicadas hasta el momento; como resultado, es necesario desplegar nuevas iniciativas y reforzar las mejores de las actuales, para relanzar esa velocidad rápida de bajada del paro de las personas de este colectivo, como todos deseamos.

5

Cuando consideramos cifras porcentuales, resulta siempre necesario considerar las variaciones relativas del denominador, para evitar conclusiones erróneas: por ejemplo, si la Población relativa aumentase un 3% de un año al siguiente y el número de Parados fuese el mismo del año anterior, la posible conclusión sería que la tasa de paro habría bajado, y sería cierto, pues la tasa es un porcentaje entre dos valores numéricos: el número de parados y el número de personas activas. Sin embargo, el número de parados sería el mismo que el año anterior. De ahí la posible confusión que puede sucedernos.

La Población Activa en España, es solo un 0,9% más numerosa que en 2007, pues de los 22,9 millones de personas actualmente en activo, solo hay 213.800 personas activas más que en 2007. Esta cifra es muy importante porque, son las que crean la riqueza española; y cuantas más personas activas podamos haber, tanto mejor, siempre que haya trabajo para todos. Pero, lo cierto es que España está perdiendo población, porque desde hace ya muchos años, hay menos nacimientos que fallecimientos, y porque muchas personas extranjeras y españolas han emigrado a otros países.

Como la población envejece, el número de personas activas de +40 años no para de aumentar, mientras que los activos de menos de 30, no paran de disminuir, de un año a otro. Este efecto de bola de nieve en aumento influye poderosamente en las cifras y, cuando llega a las edades de 40, 45, 50 o 55, explota arrojando más y más parados fuera del mercado laboral. Este es el problema a que nos enfrentamos.

La Población Activa, lleva 4 años de bajada continua, actualmente ya es menor que la que teníamos en 2009.

Con una población activa menguando, es más difícil bajar rápidamente la Tasa de Paro. Aun así, vemos que la Tasa de Paro baja, y mucho: 4,9 puntos de 2012 a 2015. Para que podamos apreciar el efecto de la bajada de la población activa: si la población activa fuese la misma que teníamos en 2011, la tasa de paro de 2015 sería de 20,4% y estaríamos a punto de bajar del 20% en fechas próximas si continúa la buena tendencia actual.

 

6

No es correcto, en nuestra opinión, decir que la crisis está afectando más a los jóvenes, aunque continúa siendo el lenguaje habitual y nunca más claramente erróneo, evidentemente porque es muy grave que haya muchos jóvenes en paro y porque sus pensiones futuras se van a resentir terriblemente de estos años que no pueden cotizar.

Los gráficos cuentan con exactitud la historia:  1º) Vemos que mientras que se ha conseguido que desde 2012 el número total de parados descienda cada año, hasta ser 1.241.500 personas menos;

2º) y que el número de parados de menos de 30 años descienda en 512.800 personas;

3º) los parados de más de 40 años son 208.500 personas menos que al final de 2012. Y estas personas que hoy tienen más de 40 años, van a llegar dentro de 20 a su edad de jubilación, y les van a faltar años de cotización para poder cobrar su pensión máxima.

Por eso, resulta injusto que a las personas desempleadas de +40 años no se les haya aplicado políticas específicas hasta hace ahora un año, para que puedan ser contratadas; mientras que a los jóvenes, se vienen dedicando programas específicos desde hace más de 7 años, dotados con importes superiores a los 50 millones anuales de euros.

Como vemos, el número de parados de más de 40 años, no se reduce tan rápidamente como el de los de menos de 30. Y que el número de parados de +45, incluso es casi el mismo que el que había a finales de 2012.

La conclusión, es que cuanto mayor es la edad, más difícil es salir del paro. Y que por tanto, las políticas activas de empleo de los Gobiernos españoles, al dirigirse mucho más al colectivo de jóvenes menores de 30, están ayudando mucho más al que lo necesita mucho menos. Totalmente equivocado, en nuestra opinión.

Sin duda, las razones para ello deben existir, basadas en que los recursos son escasos y hubo que elegir ayudar primero al que se pensaba que más lo necesitaba. Pero eso no ayuda a satisfacer la necesidad de tantas familias que dependen de personas mayores de 40 que se encuentran en paro durante ya muchos meses, y algunos años.

7

Se observa claramente que el avance del paro sobre el colectivo de +40 años ha sido muy rápido y que apenas empieza a remitir.

La tasa porcentual de paro del colectivo +40 años, ha bajado del 20,8% en que estaba a final del 2012, al 17,9% en este 2015: 3 puntos porcentuales en cuatro años, que muestran una débil tendencia de mejora y hacen necesario que el Gobierno de la próxima legislatura aplique más y mejores medidas para reducir el paro de este sector, que ya es el más grande de la población activa.

8

Una realidad fundamental es el Paro de Larga Duración: las personas que están buscando empleo desde hace más de un año, y más de dos. Porque estas personas son las que sufren la terminación de sus subsidios de paro y su necesidad de encontrar empleo es la más acuciante de todas.

El número de personas que están en el Paro de Larga Duración, viene bajando continuamente desde 2012: hoy hay 609.100 personas menos en el PLD que entonces, ha bajado un 50% resultando que las políticas aplicadas están siendo eficaces.

Este análisis, aplicado a los menores de 30 años, nos muestra que también ha bajado intensamente el número de desempleados: hay 195.000 personas menos en el PLD que en 2012, más del 50% de bajada.

Pero, el paro de larga duración de los menores de 30 dista mucho de ser tan alto como el de los mayores de 40. Tenemos más de 1.243.000 personas con más de 40 años de edad en el PLD. Y como bien vemos, siempre ha aumentado continuamente, hasta 2014, solo en 2015 ha bajado, en 115.000 personas, apenas un 10% sobre el año anterior. Tenemos datos similares para los mayores de 45. Y todo esto demuestra que ya es hora, ya es necesario acometer estrategias muy potentes para activar el empleo en este colectivo de personas, que ya es el más grande de todos los parados en España.   El paro de este colectivo solo ha empezado a bajar desde Enero 2015, en que entró en vigor el Programa de Activación para el Empleo impulsado por el Gobierno.

9

Observamos claramente que el número de trabajadores Activos en este colectivo de menores de 30 años ha disminuido, hay ahora 1,9 millones de personas menos que en 2007, siendo ahora un 34% menos. Esto se puede explicar porque muchas personas han emigrado fuera de España, y también por la propia disminución de la población joven debido al descenso de la natalidad entre los años 1985 a finales de los 90, entre otras posibles causas.

Y aun así, habiendo menos trabajadores activos de -30 años, el % de paro en este colectivo se reduce desde 2012, lo que significa que efectivamente hay cada vez menos parados jóvenes (entre 2012 y 2015, hay 512.800 parados menos en este segmento de edad).

Es importante aclarar esta diferencia: el paro, entre los más jóvenes, es el más alto: un 35% de nuestros jóvenes está en paro; pero, eso no significa que dentro del total de los parados haya más jóvenes que adultos, pues vemos claramente que hay 2,3 millones de parados que tienen más de 40 años de edad mientras que solo hay 1,3 millones de jóvenes <30 años en paro.

10

 

El avance del paro sobre nuestro colectivo de +40 años está siendo más duro que sobre los de -30. A pesar de ello, el porcentaje de paro de este colectivo se está reduciendo, del 20,8% en que estaba a finales del 2012, al 17,9% actual.

Muchos se han dejado llevar por el impacto superficial de las cifras en porcentajes, que crecen artificialmente debido a que está disminuyendo el número de personas activas de menos de 30 años de edad, por el efecto de la emigración de nuestros jóvenes y de los extranjeros, combinado con el efecto de que está descendiendo la población joven en España.

11

Se observa claramente que el avance del paro sobre este colectivo de +40 años está siendo más duro que sobre los de -30. Contrariamente a mucho de lo publicado, la cifra total de parados de menos de 30 años solo ha aumentado en 526 mil personas desde 2007, mientras que la de +40 años ha aumentado en 1.614.000 personas desde ese mismo año.

12

El número de Ocupados sigue ascendiendo, con 754.800 personas más que en 2012, y además subiendo a buena velocidad, ya que desde 2014 ha ascendido en 525.100 personas. Si continuase creciendo así, en 5 años tendríamos tantas personas Ocupadas como en 2007, el año del comienzo de la crisis. Es más: observando la rapidez de crecimiento de la curva de personas Ocupadas, se deduce que llegaríamos en tan solo 3 años.

Teniendo en cuenta que el número de Ocupados venía descendiendo desde 2007, y que además ha bajado el número de parados, la evolución es muy esperanzadora.

15

La población Activa de más de 40 años, crece todos los años, consecuencia natural del envejecimiento de la población y de sus dificultades para poder emigrar (como hace la población joven). En 2015, son 2,7 millones de personas más que en 2007. Vemos claramente aquí el efecto del envejecimiento de la población activa que comentábamos anteriormente.

Lo más significativo, es que el número de Ocupados mayores de 40 años, después de estar estabilizado durante el período 2007-13, creció en 2014 y continúa creciendo en 2015, pasando a ser 10,6 millones de personas, lo que supone 1.045.000 personas Ocupadas más que al final de 2012: un 10% más de ocupados.

El número de Parados mayores de 40 años desciende continuamente desde 2013, (fecha de comienzo de la Reforma Laboral del Gobierno), aunque a una velocidad lenta: se ha reducido en 318.000 personas desde 2013, pero es muy importante que en el período 2014 a 2015, ha bajado en 233.000 personas: un 9% menos. Es el período en que más rápido ha bajado, en todos estos años desde 2007.

 

CONCLUSIONES DEL INFORME EPA 4ºTr 2015

1º) Que estamos ante la mayor bajada del Paro en toda la historia de la EPA: el número de Parados a final de 2015 es de 4.779.000 personas, ha bajado 678.200 personas, 2,8 puntos. La Tasa Total de Paro finaliza en el 20,9% bajando 2,8 puntos.

El número de Parados mayores de 40 años es de 2.304.600 personas, ha bajado 233.100 personas. Su tasa de paro es 17,9% y ha bajado 2,3.

2º) El paro afecta a muchas más personas del colectivo de más de 40 años que a ningún otro: El número de parados de más de 45 años de edad es ya el mayor de todos los segmentos de población: más de una de cada 3 personas paradas en España, tiene más de 45 años; y cerca de 1 de cada 2 personas paradas, tiene más de 40 años. El paro de los mayores de 40 años es tan alto que triplica el de 2007.

3º) Apenas 1,3 millones de los casi 4,8 millones de parados perciben algún tipo de ayuda del Ministerio de Empleo. Es decir, todavía hay casi 3,5 millones de desempleados sin prestaciones o subsidios, el 72% del total. Cerca de medio millón de quienes carecen de ayuda no han trabajado nunca por lo que no han podido generar el derecho a percibirla.

4º) El número de Ocupados a finales de 2015 sigue ascendiendo, con 754.800 personas más que en 2012, y además subiendo a buena velocidad. Es más: observando la rapidez de crecimiento de la curva de personas Ocupadas, se deduce que podríamos llegar en tan solo 3 años a que hubiera tantas personas Ocupadas como en el año 2007.

4º) Desde finales de 2013, el número de Parados ha bajado en 1.156.100 personas y el de Ocupados ha subido en 959.000, que son los mejores resultados en toda la historia de la mejora del Desempleo y de la mejora de la Ocupación.

5º) Que en nuestra opinión, la Reforma Laboral tiene éxito en la reducción del número de parados y en la creación de Empleo. Quedando pendiente de mejorar la calidad del empleo creado.

6º) Que la Velocidad de Caída del Paro es mucho menor en el colectivo de más de 45 años: en este y el de más de 40, no desciende tan rápidamente como el de -30 ni como el Paro Total, significando que muestra factores más resistentes a las políticas aplicadas hasta el momento; como resultado, es necesario desplegar nuevas iniciativas y reforzar las mejores de las actuales, para relanzar esa velocidad rápida de bajada del paro de las personas de este colectivo, como todos deseamos.

7º) Que, como la población envejece, el número de personas activas de +40 años no para de aumentar, mientras que los activos de menos de 30, no paran de disminuir, de un año a otro. Este efecto de bola de nieve en aumento para los mayores de 40, influye poderosamente en las cifras y, cuando llega a las edades de 40, 45, 50 o 55, explota arrojando más y más parados fuera del mercado laboral. Este es el problema a que nos enfrentamos.

8º) Estas personas que hoy tienen más de 40 años, van a llegar dentro de 20 a su edad de jubilación, y les van a faltar años de cotización para poder cobrar su pensión máxima. Por eso, resulta injusto que a las personas desempleadas de +40 años no se les haya aplicado políticas específicas hasta hace ahora un año, para que puedan ser contratadas; mientras que a los jóvenes, se vienen dedicando programas específicos desde hace más de 7 años, dotados con importes superiores a los 50 millones anuales de euros.

9º) Se observa claramente que el avance del paro sobre el colectivo de +40 años ha sido muy rápido y que apenas empieza a remitir. Cuanto mayor es la edad, más difícil es salir del paro. Por tanto, las políticas activas de empleo de los dos últimos Gobiernos españoles, al dirigirse desde mucho más tiempo atrás al colectivo de jóvenes menores de 30, vienen ayudando mucho más al que lo necesitaba mucho menos.

La tasa porcentual de paro del colectivo +40 años, ha bajado del 20,8% en que estaba a final del 2012, al 17,9% en este 2015: 3 puntos porcentuales en cuatro años, que muestran una débil tendencia de mejora y hacen necesario que el Gobierno de la próxima legislatura aplique más y mejores medidas para reducir el paro de nuestro colectivo, que ya es el más grande de la población activa.

10º) el paro de larga duración de los menores de 30 dista mucho de ser tan alto como el de los mayores de 40. Tenemos más de 1.243.000 personas con más de 40 años de edad en el PLD. Y como bien vemos, siempre ha aumentado continuamente, hasta 2014, solo en 2015 ha bajado, en 115.000 personas, apenas un 10% sobre el año anterior. Tenemos datos similares para los mayores de 45. Y todo esto demuestra que ya es hora, ya es necesario acometer estrategias muy potentes para activar el empleo en este colectivo de personas, que ya es el más grande de todos los parados en España.   El paro de este colectivo solo ha empezado a bajar desde Enero 2015, en que entró en vigor el Programa de Activación para el Empleo impulsado por el Gobierno.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios